http://www.elmundo.es/comunidad-valenciana/2017/01/05/586e3ba4ca4741960c8b460d.html

 

Lladró vende la empresa

Lladró acepta vender la empresa al grupo PHI Industrial SARA ÁLVAREZ G. (Vídeo)

La junta general de Sodigei ha acordado aceptar la oferta de compra sobre Lladró SA realizada por el grupo PHI Industrial.

Jose, Vicente y Juan Lladró, historia de una lucha entre hermanos

  • XAVIER BORÀS
  • Valencia

05/01/2017 20:05Los tres hermanos Lladró han cerrado un capítulo histórico de la vida empresarial valenciana con la venta del 100% del capital de Lladro SA., la firma de fabricación de figuras de porcelana que fundaron en Tavernes Blanques (Valencia) hace 63 años. Más de seis décadas después, la enorme tensión de la relación entre Juan, José y Vicente ha acabado con el ilustre apellido familiar totalmente fuera del accionariado de la compañía, que pasa a manos del fondo de inversión PHI Industrial, que ha garantizado públicamente la continuidad.

La venta fue aprobada este jueves por la mañana por la junta de accionistas, reunida en la sede de la Ciudad de la Porcelana, en la citada población de la huerta valenciana, donde en 1953 nació Lladró, a partir de una manera muy peculiar de tratar el barro en una única cocción y conseguir una porcelana de altísima calidad a precios imbatibles para los métodos de sus competidores directos. Las piezas de Lladró llegaron a estar presentes en 123 países y abrir tiendas en las zonas más exclusivas de Nueva York, Tokio, Hong Kong, Sidney o París.

Lladró llegó a ser la primera empresa mundial del sector de la porcelana de lujo, con 2.200 empleados en todos los rincones del mundo, 180 millones de euros de facturación anual (el 85% procedentes de exportaciones) y una cuota global de mercado del 70%.

Aquel pasado glorioso comenzó a volverse tenebroso a partir del año 2001, cuando los atentados del 11-S dieron paso a años difíciles. La relación entre los hermanos, forjada por el trabajo conjunto y la insistencia de su madre, se fue deteriorando hasta que en 2007, con la empresa recortando beneficios a gran velocidad, los hermanos pactaron un reparto accionarial y de poder que entregó el 70% de la empresa de porcelana al mayor de ellos, Juan, y el restante 30% a los otros dos hermanos.

Aquel sueño se fue apagando con el tiempo, con estrategias de gestión que no acabaron de funcionar y relaciones entre hijos, cuñados y directivos externos que no soportaban los menguantes resultados empresariales.

Según la nota oficial, la junta general de Sodigei (Sociedad de Desarrollo Industrial y Gestión de Inversiones SA) , la matriz del grupo, «acordó aceptar» la oferta de compra sobre Lladró SA realizada por el grupo PHI Industrial, «tras valorar la propuesta y con la firme voluntad expresada por el propio grupo inversor de asegurar la continuidad de la marca». A juicio de los vendedores, PHI Industrial «es un inversor altamente especializado que valora a los artesanos y gestores de las compañía como el activo que son y que tiene como objetivo transformar el negocio y restablecer la rentabilidad de la empresa, para de esta forma garantizar su viabilidad, siempre con un enfoque en la creación de valor a largo plazo».

Una alternativa, sostienen los antiguos accionistas, «profesional y sólida para restablecer la rentabilidad y asegurar la continuidad y el progreso de la compañía», algo que trata de tranquilizar a la plantilla ante la llegada de los nuevos dueños.

La decisión de entregar la compañía a PHI Industrial fue alentada por el accionista mayoritario, Juan Lladró (y sus tres hijas, Ángeles, Mariluz y Rosa) frente al criterio de su hermano José, que planteaba una opción alternativa en la que la familia mantuviera cierta presencia. Esta opción no fue aceptada al estar sostenida por la parte minoritaria del capital.

Alexander Wit, socio de PHI, señaló en una nota al hacer pública la oferta de compra, que el Grupo PHI, inversor industrial especializado en la gestión activa de empresas «ofrece compromiso a largo plazo con las empresas y sus equipos, experiencia y capacidad financiera». Según ese comunicado, la intención es mantener la historia y el carácter valenciano de la marca Lladró, su fábrica, sus artesanos, y trabajar en la potenciación de la proyección internacional.

Anuncios