Condenan a España por no avisar a los propietarios de una demolición

 

EFEEXPANSION

POR ExpansiónMadrid

Actualizado: 11/01/201719:43 horas

El Tribunal General de la Unión Europea ha condenado a la Unión Europea a pagar más de 50.000 euros como indemnización por daños y perjuicios a dos empresas por la duración excesiva de un procedimiento, que se inició en febrero de 2006.

El Tribunal General de la Unión (TGUE) ha condenado a la Unión Europea a abonar más de 50.000 euros como indemnización por daños y perjuicios a las sociedades Gascogne Sack Deutschland y Gascogne a causa de la duración excesiva del procedimiento ante el TGUE, por causarles un perjuicio material -el pago de los gastos de la garantía bancaria- y moral -por la situación de incertidumbre en que se encontraron ambas sociedades-.

Según explica la resolución, Gascogne Sack Deutschland y Gascogne presentaron el 23 de febrero de 2006 ante el TGUE unos recursos en los que solicitaban que se anulara la decisión de la Comisión en un asunto relativo a un cártel en el mercado de los sacos industriales. La corte desestimó esos recursos en dos sentencias de 16 de noviembre de 2011.

Ambas sociedades recurrieron en casación ante el Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE), que en dos fallos de 26 de noviembre de 2013 confirmó las sentencias del TGUE y, por tanto, las multas impuestas de un total de 13,2 millones de euros. Sin embargo, el TJUE indicó que estas sociedades podían interponer recursos de indemnización solicitando la reparación de los perjuicios que hubieran podido sufrir como consecuencia de la excesiva duración del procedimiento ante el TGUE.

Estimado en parte

Las compañías alemanas solicitaron entonces al Tribunal General que condenara a la Unión Europea a abonarles cerca de 4 millones de euros en concepto de indemnización del perjuicio material y moral que habían sufrido a causa de la excesiva duración del procedimiento. Ahora, el TGUE ha estimado en parte el recurso de las empresas atribuyendo a Gascogne una indemnización de 47.064,33 euros por el perjuicio material y 5.000 euros, a cada sociedad, por el perjuicio moral.

Anuncios